twitterpinterestlinkedin

La Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) del Salvador ha denegado el amparo solicitado por Beatriz C. el pasado mes de  abril para practicarse un aborto terapéutico pese al grave peligro que corre, debido al diagnóstico de anencefalia del feto y el aumento del riesgo de perder la vida a la medida que avance su embarazo. Amnistía Internacional recogió 154.970 cartas de apoyo para Beatriz y su derecho a la vida, que la Agrupación Ciudadana por la Despenalización del Aborto Terapéutico, Ético y Eugenésico entregó al Presidente de la República y a los Magistrados de la Sala de lo Constitucional de la CSJ el pasado 23 de mayo.

Sólo uno de los magistrados votó a favor de la petición de amparo de Beatriz. La sentencia argumenta que las autoridades médicas demandadas «no incurrieron en la omisión que se les imputa, y por consiguiente, no vulneraron los derechos fundamentales a la salud y la vida de B.C, ya que le han brindado atención médica, la han internado en el hospital, han monitoreado su estado de salud y le han suministrado medicamentos para estabilizarla”.

La Agrupación denuncia que José Miguel Fortín Magaña, director del Instituto de Medicina Legal, órgano colaborador de la Administración de Justicia y que ha cuestionado el diagnóstico de grave peligro para la vida de Beatriz, «tiene vínculos estrechos con la Fundación Si a la Vida y al realizar sus valoraciones, su interpretación se ciñe a las normas y valores de una postura religiosa y no adopta una postura receptiva, crítica y científica», por lo que  está  » faltando a los más elementales principios de la ética profesional, vulnera los derechos ciudadanos y contribuyendo a generarle mayor dolor e incertidumbre».

¡Por el derecho a la vida y a decidir sobre el propio cuerpo, todas somos Beatriz!

Comunicado de Prensa 23 05 13_Agrupación Ciudadana por la Despenalización del Aborto Terapéutico, Ético y Eugenésico